Buscar este blog

lunes, 11 de marzo de 2013

5 Cims, 5 Horitzons: Turó de l'Home (1.706 m), Les Agudes (1.705 m), Matagalls (1.698 m), Sui (1.319 m) y Turó de Samont (1.273 m)













El Montseny es un macizo montañoso que forma parte de la Serralada Prelitoral catalana. Está situado en el límite entre las comarcas del Vallés Oriental, la Selva y Osona, como una barrera entre la Depresión Prelitoral Catalana y la Plana de Vic. Asimismo, está separado de Les Guilleries por una fractura.

El Pla de la Calma es uno de los contrafuertes del macizo, en su parte más occidental. Se une a los otros dos grandes conjuntos del macizo (Turó de l'Home-Les Agudes y Matagalls) por los collados de Sant Marçal y Collformic respectivamente, rodeando la cuenca alta del rio Tordera.

Hoy tengo como objetivo visitar a estos 3 grandes sistemas montañosos que forman el Montseny: el del Turó de l'Home, donde están las dos cumbres más altas (Turó de l'Home y Les Agudes); el del Matagalls, tercera cima por altitud del Montseny; y el ya mencionado Pla de la Calma, en la zona occidental.

Para trazar un itinerario, me fijo en que hay una prueba de larga distancia que precisamente recorre toda esta zona, por lo que me fijo en su recorrido y voy a intentar seguirlo lo más fielmente posible. Son algo más de 40 kilómetros y más de 2.500 metros de desnivel, así que la cosa promete.

La salida será en el pueblo de Montseny, el mismo lugar donde empieza esta prueba. De inicio, hay que subir al Turó de l'Home, lo que supone superar un desnivel de 1.200 metros de buenas a primera y sin ningún descanso ni zona llana. La mitad de todo el desnivel de la etapa será en los primeros 7 kilómetros. 

Al principio iremos un tramo por asfalto que luego se convertirá en pista forestal. Pasaremos por el Deumal, la Torre d'en Sion, la Teuleria, el Pla de Navall y el Corral d'en Rovira. Aquí ya desaparecerá la pista y seguimos por sendero, que cada vez será más empinado pasando por el Corral del Deumal, el Pla del Soquet y el Coll Sesbasses. Llegamos a la carretera asfaltada que sube al Turó de l'Home, la atravesamos y en pocos minutos pisamos la cima.

Del Turó de l'Home a Les Agudes hay poco más de kilómetro y medio, que será por la cresta, retrocediendo primero hasta el Coll Sesbasses y luego siguiendo por el Coll de Sacarbassa y el Coll de les Agudes.

De la cima de Les Agudes a Sant Marçal hay cerca de 5 kilómetros de descenso, primero con fuerte pendiente por sendero resbaladizo y húmedo (hoy con nieve helada en buena parte) y luego, al llegar a la pista forestal, mucho más relajado. Iremos siguiendo siempre las marcas del GR así que no es nada perdedor.

En Sant Marçal empieza la segunda subida fuerte de la jornada, la ascensión al Matagalls. Serás algo más de 4 kilómetros y salvaremos un desnivel de 600 metros. Es una subida muy agradable, en su mayor parte por dentro de un precioso bosque de hayas. Pasaremos por el Pla del Parany, el Coll Sesportadores y el Coll Pregon antes de pisar la cima del Matagalls. También en este tramo seguiremos el GR.

Siguiente tramo, bajada hasta el Collformic, donde pasa la carretera que enlaza Seva con Sant Esteve de Palautordera. Nuevamente iremos siguiendo el GR y pasaremos por el Coll de Llops, el Collet de l'Estanyol, el Turó Gros, el Pla de la Barraca y la Carena dels Roures.

Desde Collformic habrá que subir al Pla de la Calma y recorrer su parte alta. Serán muchos kilómetros por una ancha y bien cuidada pista forestal, siempre con tendencia a subir pero sin fuertes pendientes. Quizás la parte más monótona y pesada, pero ideal para ganar tiempo a los que les guste correr, pues el terreno es ideal para ello. Los postes señalizadores nos indican que, aparte del GR, estamos también en la ruta de la Matagalls-Montserrat y en la ruta del Meridiano Verde.

No dejaremos de caminar por pista hasta las inmediaciones del Sui, al que accederemos por un sendero bien señalizado ya que ahora estamos siguiendo un PR. Coronamos el Sui y viene un descenso algo abrupto hasta el Coll del Roure Gros y el Collet dels Pous d'en Besa, donde se inicia una corta pero empinada subida hasta la quinta y última cima de la etapa: el Turó de Samont o Turó del Pi Novell.

Desde esa última cima, tendremos 7 kilómetros de bajada. Inicialmente por un sendero evidente que, en cuanto abandonemos el PR, se convierte en un sendero comido por la vegetación y con bastantes zarzas. Apenas hay algún hito esporádico y aunque puede seguirse de manera intuitiva, es la zona más perdedora de toda la ruta. Pasaremos por la Font Joana y el Collet del Bou, antes de desembocar con gran alivio en una pista forestal que nos llevará hasta el Samon, pasando por la Plana del Corral. Luego, sin dejar esta pista, llegaremos a Can Besa, donde cojemos otra vieja pista que luego se convertirá en sendero para bajar hasta la Riera de la Bascona, que cruzaremos por unas piedras.

Un poco más de bajada hasta cruzar el rio Tordera por un puente, y nos quedan 1.5 kilómetros en subida, primero llegaremos a la carretera del Collformic y finalmente subiremos al pueblo de Montseny, donde daremos por finalizada esta "Maratón de Montaña".

Empiezo a caminar cuando han tocado las 6.30 de la mañana. 1.200 metros de desnivel me separan de la cima del Turó de l'Home, que puedo ver claramanete desde el mismo inicio de etapa.



Gano algo de altura y puedo ver la zona del Maresme.



Por detrás puedo ver la zona de la Calma, con el Sui y el Turó de Samont, que es por donde pasaré en el final de etapa y por donde descenderé hasta el pueblo de Montseny.



Encontramos esta fuente aunque recién empezada la ruta y con el fresquete que hace no voy a parar.



Se termina la pista forestal y nos metemos por este sendero, siempre señalizado con estos postes verdes con la señal del GR.



La Font de les Nogueres, otro buen lugar para refrescarse en caso de necesidad.



Todo el macizo de la Calma por la espaldas. Tras él, se extiende el Vallés Oriental y el Maresme más hacia la costa.



Sendero empinado pero sin problemas para seguirlo.



El macizo de la Calma, que luego me recorreré de punta a punta.



Aparece Granollers, capital del Vallés Oriental, tras el macizo de la Calma. También vemos la Serralada Litoral, último escollo antes del Mediterraneo.



Mediterraneo, Serralada Litoral y la ciudad de Granollers.



Nuestro sendero continúa subiendo pasando ahora por una zona de bosque. Lógicamente, a estas alturas del año los árboles están completamente pelados.



Un pequeño flanqueo ya por encima de los 1.500 metros...



... observando por detrás el macizo de la Calma y el macizo del Matagalls, cimas por las que también pasaré en la ruta de hoy.



Granollers y detrás la Serra de Collserola y Barcelona, abierta al mar.



En primer plano el Sui, que será la cuarta cima de hoy. Detrás la Mola y la zona del Parque Natural de Sant Llorenç del Munt y l'Obac. Finalmente, asomando por detrás de todo, Montserrat.



El Turó de Samont, quinta y última cima que haré en el dia de hoy, y la ladera de bajada. Aun faltan muchas horas para andar por ahí...



Llegando al Coll Sesbasses, justo en este aparcamiento junto a la carretera asfaltada.



Pocos minutos más y llego a la cima del Turó de l'Home.



Panorámica desde la cima del Turó de l'Home, con el Matagalls a la izquierda y Les Agudes a la derecha. Ambas cumbres están en la lista en el dia de hoy.



Les Agudes, siguiente objetivo, y la cresta para llegar hasta ella.



Vistas hacia el Maresme, Barcelonés y Vallés Oriental.



Al fondo, Montserrat.



Zoom hacia Les Agudes, siguiente cima a la que deberé ir. La Collada Sesagudes por la izquierda de la imagen.



La silueta del Matagalls con las cumbres nevadas del Pirineo de fondo.



Turó de l'Home (1.706 m).



La zona norte del Maresme bañada por el Mediterraneo.



Me alejo del Turó de l'Home camino de Les Agudes, aunque la montaña más alta del Montseny sigue estando presente en todo momento.



Sendero muy claro por esta cresta que une el Turó de l'Home y Les Agudes.







Vistas hacia el Norte con la cima de Les Agudes a la derecha de la foto.



El gran macizo del Matagalls, justo donde deberé subir cuando baje de Les Agudes.



Zoom hacia la cima del Matagalls.



Vic, capital de la comarca de Osona. Al fondo la nieve sobre la Serra del Cadí y Moixeró.



Los Cingles de Tavertet y detrás el Pirineo del Ripollés.



El Eix Transversal atraviesa la zona norte del Montseny.



El Matagalls y la parte norte de la Calma.



La cruz en la cima de Les Agudes...



... mirando hacia el Mediterraneo.



Reloj de sol clavado en esta roca justo en la cima de Les Agudes.



Les Agudes (1.705 m).



Vistas hacia el Turó de l'Home con toda la cresta que he recorrido para llegar hasta aquí. Por la derecha veo el macizo de la Calma.



Y el tercero en discordia, el macizo del Matagalls.



Asomándome a la parte norte de la cima de Les Agudes.



La Plana de Vic con Vic en el centro.



Matagalls, impresiona, y más pensando que ahora debo ir a subirlo.



El Mediterraneo hacia el Sur.



La zona más oriental del macizo de la Calma, pequeños prados en su parte baja.



Montserrat, tras Sant Llorenç del Munt y el Puig Drau, en el macizo de la Calma.



Ahora hay que bajar desde Les Agudes hasta Sant Marçal, para luego subir al Matagalls que vemos en el fondo. Seguiremos las marcas del GR.



La bajada, por ladera norte, se me presenta con bastantes zona de nieve helada, cosa que me dificulta mucho el descenso.







Atravesaré esta tartera, el Pedregar Rodó, que se desprende casi desde la misma cima de Les Agudes...



... y continúa hacia abajo, bajo la mirada del Matagalls.



Salgo del pedregal y vuelvo a la zona de bosque.







Luego el sendero se ensancha para poco después pasar a ser una pista forestal.



Cruzaré algún torrente. Ahora estoy en la Canal dels Castellets.



Amplia pista forestal que me acercará a Sant Marçal sin perder de vista el Matagalls.



Otro torrente, la Font de la Teula.



Las ruinas de La Fabriqueta. Al lado, la Font del Puig.



Llego a Sant Marçal de Montseny. Su pequeña ermita románica con un mínimo cementerio detrás.



En el Coll de Sant Marçal hay este aparcamiento, y aquí se inicia la subida al Matagalls.



Monte bajo en el inicio, por un sendero trilladísimo que además es GR.







Pero no tardaremos en meternos en un magnífico bosque de hayas.







Me pasan 3 montañeros que suben algo más ligeros que yo.







El bosque se vuelve más espeso y hace que esta subida sea de una gran belleza.











Entre tantas hayas largiruchas, sorprende ver alguna tan frondosa.



Progresando por la vertiente Sur del macizo del Matagalls...



... con vistas hacia el macizo del Turó de l'Home.



Vamos ganando altura sin salir en ningún momento del bosque.











Llegamos al Coll Pregon, este sorprendente claro en medio de tan enorme bosque...



... y rápidamente lo dejamos atrás, siguiendo con nuestro ascenso.



Cerca de la cima, empezamos a encontrar arbustos que ponen un toque más verde después de tanto ocre.







Ahora sí, por fin tenemos a la vista la enorme cruz de la cima del Matagalls.







La cruz gran metálica del Matagalls, que hace de pararrayos, y algunas ofrendas bajo el altar.



Hacia el Este, el terreno de descenso que me llevará hasta el Collformic.



Matagalls (1.698 m).



El actual altar data de 1.975.



La cruz metálica data de 1.931, antes era de madera.



Hacia el NE destaca la población de Viladrau y la zona de Les Guilleries y el Collsacabra.



Viladrau en primer plano. Detrás los Cingles de Tavertet y el Collsacabra.



El macizo del Turó de l'Home, con Les Agudes a la izquierda y el Turó de l'Home por la derecha.



Centelles...



... Tona...



... y Vic, en el centro de la Plana de Vic y capital de comarca.



La base de piedra de la cruz y el cable que hace de pararrayos, con el Turó de l'Home de fondo.



Inicio el descenso hacia Collformic dejando atrás la cima del Matagalls.



Descendiendo por el Sot de les Salleres.



Bordearemos por la izquierda el Turó d'en Bessa por un sendero muy visible.







Llegando a la Poua de Neu. Se llenaba de nieve o hielo después de las nevadas y luego se tapaba para conservarlo. Por detrás vendrán el Turó del Pla de la Barraca y luego el Turó d'en Bessa.



Turó d'en Bessa.



Se termina el descenso pues estoy llegando al Collformic.



Una cruz carlina, en recuerdo de los muertos a manos de las tropas carlistas en este lugar.



Atravieso la carretera por el mismo Collformic y empiezo la subida al Pla de la Calma. Ya tengo estas vistas del macizo del Matagalls, del que acabo de despedirme.



En el Pla de la Calma, monte bajo y muchos kilómetros con este paisaje. Es hora de sacar el bocadillo de la mochila y empezar a hincarle el diente.



Tona, al sur de la Plana de Vic.



Seguimos por esta zona bastante árida observando la Plana de Vic...



... mientras van pasando los kilómetros con monotonía siempre en dirección Sur...



... hasta que la visión del macizo del Turó de l'Home golpea mis retinas y me hace sentir con fuerza el magnetismo de la montaña.



Por suerte, se termina la pista y este sendero más divertido me acercará a la cuarta cima de hoy: el Sui.



Allí delante puedo ver esta cima.



Sin demasiado esfuerzo me acercaré a esta cima golpeada con fuerza hoy por el viento de poniente.



Excelentes vistas de los macizos del Matagalls y del Turó de l'Home.



Hacia el Sur, la quinta y última cima, el Turó de Samont.



El macizo de la Calma pierde desde aquí altura para ir a morir en Sant Pere de Vilamajor.



Mataró al fondo, junto al Mediterraneo...



... el Matagalls...



... y el Turó de l'Home.



El Sui (1.319 m).



Brusco descenso sin perder de vista el Turó de l'home.



Llego al Coll del Roure Gros y la cosa se calma. Detrás ha quedado el Sui.



Terreno más cómodo por la cresta acercándome al Turó de Samont...



... siempre deleitándome con la visión del Matagalls y del Turó de l'Home.



Incluso puedo ver las míticas tres chimeneas de Sant Adriá de Besós.



Últimos metros antes de coronar la última montaña de hoy...



... que tengo al final de esta cresta ahí delante.



Vértice geodésico en el Turó de Samont.



Turó de Samont (1.273 m).



Desde esta amplísima cima puedo seguir viendo el Turó de l'Home...



... la costa del Maresme y del Barcelonés...



... el macizo de la Calma, al que estoy subido...



... y los macizos del Matagalls y del Turó de l'Home.



El sol pronto empezará a bajar, es hora de abandonar este prado en la cima del Turó de Samont.



Sant Esteve de Palautordera y detrás la Serra de Montnegre.







Vistas hacia el Turó de l'Home antes de meterme en un sendero muy abandonado y sucio de vegetación.



Abajo veo el pueblo de Montseny, punto final de la ruta. Desde luego, buena subida la que hice esta mañana a primera hora, desde ahí abajo hasta lo más alto del Turó de l'Home.



Peleándome con las zarzas y los arbustos en un tramo donde hay que poner mucha atención para no liarse.



Algún pequeño claro antes de volver de nuevo a terreno selvático.



Al rato salgo a una pista forestal y puedo disfrutar nuevamente del Turó de l'Home, ahora desde una posición más baja.



Descendiendo hacia lo más profundo del valle del Tordera.



Algo más adelante salgo a una carretera asfaltada...



... pero pronto la dejaré para meterme en otro sendero y atravesar la Riera de la Bascona por unas piedras.



Tras cruzar el rio Tordera por un puente en condiciones, me resta algo más de un kilómetro en subida, para llegar al aparcamiento que hay en la entrada del pueblo de Montseny y dar por finalizada la larguísima ruta del dia de hoy.



Y eso ha sido todo... hasta la próxima!!!

No hay comentarios:

Publicar un comentario

Seguidores

Archivo del blog

Contador de visitas